Slide background
Slide background
¿Cómo purgar los frenos de bicicleta?

En el ciclismo, cada detalle cuenta, y los frenos son un componente crítico que requiere atención especial. Mantener los frenos de disco en perfecto estado no solo garantiza una parada segura, sino que también contribuye a una experiencia de ciclismo suave y libre de preocupaciones. En esta guía, desentrañaremos los secretos del purgado y mantenimiento de los frenos de disco de tu bicicleta, proporcionando instrucciones detalladas para que puedas dominar esta técnica esencial para tu seguridad.

Pasos para purgar los frenos de bicicleta

Purgar los frenos de tu bicicleta es un proceso que puede parecer intimidante al principio, pero con la orientación adecuada, se convertirá en una rutina que dominarás con confianza. Aquí tienes los pasos esenciales para un purgado efectivo:

  • Reúne tus herramientas y materiales: asegúrate de tener a mano líquido de freno o aceite, limpiador de purgado, y las herramientas necesarias. En Ciclos Currá encontrarás todo lo necesario para completar esta tarea, desde el Líquido de Frenos Mineral Finish Line, hasta el Limpiador de discos Finish Line.
  • Retira la rueda y las pastillas de freno: comienza por quitar la rueda y las pastillas de freno para acceder fácilmente al sistema.
  • Conecta el vaso colector a la maneta de freno: coloca el vaso colector en la maneta de freno para recoger el líquido de freno antiguo durante el purgado.
  • Abre el tornillo de purga de la pinza: utiliza la herramienta adecuada para abrir el tornillo de purga en la pinza de freno, permitiendo que el líquido antiguo fluya hacia el vaso colector.
  • Cierra el circuito hidráulico: asegúrate de cerrar el tornillo de purga antes de que entre aire al sistema, manteniendo el circuito hidráulico sellado.

¿Cómo sangrar un freno de disco de bicicleta?

El sangrado es una técnica clave para eliminar el aire del sistema y garantizar un rendimiento de frenado óptimo. Aquí están los pasos detallados para sangrar tus frenos de disco:

  • Prepárate para el sangrado: ten tu kit de sangrado listo con líquido de freno fresco y limpio.
  • Conecta el kit de sangrado: conecta el kit al puerto de purga en la pinza de freno, asegurándote de que esté bien sellado.
  • Abre el tornillo de purga: abre el tornillo de purga para permitir que el aire escape y el líquido nuevo fluya a través del sistema.
  • Cierra el tornillo de purga: una vez que el aire se ha eliminado, cierra el tornillo de purga y asegura un sellado hermético.
  • Realiza pruebas de frenado: después de sangrar, realiza pruebas de frenado suaves para asegurarte de que el sistema responde como debería.

Problemas comunes con el purgado y mantenimiento de los frenos de disco

Incluso los ciclistas más experimentados pueden encontrarse con desafíos durante el proceso de purgado. Aquí hay algunos problemas comunes y cómo abordarlos:

Frenos Esponjosos

Puede indicar la presencia de aire en el sistema. Repite el proceso de purgado hasta que los frenos se sientan firmes.

Líquido Contaminado

 Si el líquido se ve sucio, repite el purgado utilizando líquido de freno fresco.

Fugas en el Sistema

Verifica las conexiones y asegúrate de que todos los componentes estén bien sellados. Reaprieta si es necesario.

Rendimiento Irregular

Ajusta la presión en el sistema y verifica que todas las piezas estén correctamente alineadas.

Con esta guía completa, estarás equipado para realizar el mantenimiento y purgado de los frenos de disco de tu bicicleta con confianza. Mantén tus frenos en perfecto estado y experimenta la verdadera libertad sobre dos ruedas, con la ayuda de los accesorios de mantenimiento de frenos de Ciclos Currá. ¡Que tus frenos siempre te lleven a nuevas aventuras con total confianza y seguridad!

Banner en el footer

revisadas.jpg
mejorprecio.jpg
enviogratis.jpg
comprasinintereses.jpg
devolucion.jpg
pagoseguro.jpg
Producto agregado a favoritos